Javier Flamarique, abogado: «la nueva regulación de parejas estables les permitirá regular todos los aspectos de su relación»

27 de diciembre de 2019 Actualidad Asesoría Asesoría Fiscal Israel Súarez Hermoso de Mendoza

El pasado 16 de octubre entró en vigor en Navarra la Ley Foral 21/2019 de modificación y actualización de la Compilación del Derecho Civil Foral o Fuero Nuevo. Entre todas las materias revisadas, la norma regula en sus artículos 106 a 113 las parejas estables, introduciendo novedades con importantes implicaciones fiscales. Sobre la nueva regulación hablamos hoy con Javier Flamarique, abogado de Ascellence Consulting.

1. ¿A qué responde la actualización del Fuero Nuevo de Navarra (FNN) respecto a la regulación de las parejas estables?

Tiene como objetivo la apertura y el acercamiento de la ley a la realidad social navarra. Las parejas de hecho se regularon en Navarra a través de la Ley Foral 6/2000 para la igualdad jurídica de las parejas estables pero el Tribunal Constitucional anuló algunos de sus artículos porque vulneraban el derecho al libre desarrollo de la personalidad y la competencia exclusiva estatal sobre la aplicación y eficacia de las normas jurídicas.  De esta manera, la ley quedó vacía de contenido y las parejas estables quedaron en una situación de inseguridad jurídica que trata de subsanarse con esta actualización del Fuero Nuevo.

2. ¿Cuáles son las principales novedades de la normativa y en qué modifican a la anterior?

La principal novedad es que solo las parejas estables que se hayan constituido como tales en documento público y que estén inscritas en el Registro Fiscal de la Hacienda Foral de Navarra serán equiparadas a los cónyuges a efectos de los impuestos.

Además, la ley actual hace referencia a que las parejas estables podrán regular todos los aspectos de su relación: “Los miembros de la pareja podrán regular mediante pacto los aspectos personales, familiares y patrimoniales de su relación, así como sus derechos y obligaciones”. En la anterior regulación, por el contrario, se establecían en el articulado diversos aspectos de la relación que se declararon nulos.

 Otra de las novedades es que en la Ley 9/2000, a efectos sucesorios, el miembro de la pareja estable sobreviviente se equiparaba al cónyuge viudo. En cambio, con la actual regulación del Fuero Nuevo, se establece, respecto al miembro de la pareja estable: “el sobreviviente solo tendrá los derechos sucesorios que se hubieran otorgado entre sí o por cualquiera de ellos a favor del otro (…) por testamento, pacto sucesorio, donación mortis causa y demás actos de disposición reconocidos en esta Compilación”.

Por útlimo, la nueva normativa contempla la creación de del Registro Único de parejas estables en el que deberán inscribirse a efectos de publicidad frente a terceros. Esto significa que el registro no valorará el contenido de los acuerdos, sino que únicamente sirve para acreditar la existencia de la pareja estable frente a terceros.

3. ¿Qué consecuencias fiscales tendrá la nueva normativa?

Desde el punto de vista práctico, las consecuencias tributarias más importantes se refieren, por una parte, al Impuesto sobre Sucesiones y Donaciones, sobre Transmisiones Patrimoniales y Actos Jurídicos Documentados, ya que solo se equipararán las parejas estables a los cónyuges si, a fecha de devengo, se han constituido como tal en documento público y están inscritas en el Registro Fiscal de Hacienda. Por otra parte, en cuanto al IRPF, solo se equipararán a los cónyuges si, a 31 de diciembre de 2019, cumplen esos requisitos.

4. ¿Afecta la nueva normativa a las parejas estables constituidas previamente?

Sí. Con la nueva regulación, la forma de acreditar que se es pareja estable es mediante escritura notarial, y, cuando se cree, su inscripción en el registro de parejas estables.

Comparte este contenido